Peugeot Speedfight 4 con 20 aniversario
Los años 90 fueron la época dorada de los ciclomotores. Algunos seguro se acordarán de un scooter que estaba en todas las reuniones de dos ruedas: el Peugeot Speedfight. Era la época de los Aerox y Neos de Yamaha, de la Aprilia SR, la Honda SFX… Un sinfín de motos de ciudad que se veían las caras con apellidos ilustres tipo TZR (Yamaha) o RS (Aprilia), estas dos últimas enfocadas a la carretera, y con otras tantas motos de campo pertenecientes a varias marcas. La oferta era amplísima en todos los segmentos y sus pequeños motores de 50 cc y 2 tiempos consiguieron motorizar y divertir a esa parte de la juventud española que, por aquel entonces, tuvo la suerte de contar con una de estas motos en su garaje.

Pero el tiempo pasa y hoy toca celebrar nada menos que el 20 aniversario del Peugeot Speedfight. La marca francesa no ha querido dejar pasar la oportunidad y por ello ha decidido lanzar una edición especial para conmemorar tal hazaña. El Speedfight 4 ’20 edition’ se inspira en los colores de aquel modelo original, con su acabado Satin Flash Silver de tonos rojos predominantes.

Peugeot Speedfight 4 con 20 aniversario
En el corazón de este scooter se esconde un monocilíndrico de 50 cc y 2T refrigerado por aire, capaz de moverse con cierta soltura por las calles de la urbe. Pero más allá de aditivos estéticos, llama la atención la cantidad de extras de que dispone este Speedfight, entre los que destacan: horquilla invertida, amortiguador de gas, plataforma de aluminio, manillar cromado, escape deportivo, cuentakilómetros digital, soporte para Smartphone, toma de corriente 12V y conector USB.

Quien esté interesado en revivir sus sueños de juventud en versión moderna puede hacerlo con este Peugeot Speedfight 4 ’20 edition’. Durante este mes de abril, por cierto, la marca está haciendo un sorteo para regalar cuatro unidades. Las reglas del juego figuran en su cuenta de Facebook.

Peugeot ha vendido 600.000 unidades del Speedfight desde que saliera a la venta en 1997. Una gesta sólo superada por el curioso récord de velocidad que el año pasado estableció un Speedfight 4 en el anillo de Montlhery al recorrer 1395 km en 24 horas.